En Busca de Grandes Lucios

En busca del Esox Lucius Giganthus III

Los periodos de actividad del lucio norteño varían de una estación a otra, como la localización de los esócidos puede ser muy distinta de un día a otro. Incluso cuando no se da la condición idónea de aguas frescas, perfecta para localizar al esox lucius en áreas acesibles, es posible capturar un gran ejemplar. Estos feroces cazadores continuarán alimentándose si la comida es accesible y el contenido en oxigeno del agua adecuado. La clave consiste en aprender a detectar estas ventanas de oportunidad y sacar entonces el máximo rendimiento. Las jornadas en que los lucios se muestran menos activos, sus desplamientos son mas reducidos, disminuyendo también el tamaño de la ‘ventana de ataque’. En una situación como la descrita la precisión en la presentación correcta adquiere un valor aún mayor.

big-northern-pike

Todo reside en la técnica (presentar un artificial a la profundidad y velocidad adecuada), más determinante que el cebo empleado. Comprender exactamente la localización de estos cocodrilos resulta esencial. Las jornadas difíciles pesca únicamente las localizaciones marcadas en el mapa con una «X», como objetivos especialmente atractivos para los grandes ejemplares. Es momento de ser específico, esperando la migración de una gran ‘mamá esox’ hasta sus onas concretas de alimentación donde poder capturarla. Para entonces, deberías ofrecer al lucio un artificial acorde a su estádo de ánimo, tal vez un shad de vinilo o swimbait blando, lastrado para ser presentado allí abajo. No olvides tener tu equipo a punto y así culminar el momento tan especial de la captura con posterior liberación de ese lucio gigante. calavera

Anotaciones Relacionadas:

La Caza de Lucios Récord I

La Pesca de Grandes Lucios II

Terminales para el Lucio Climax